Subirte a un avión con un Galaxy 7 puede costar 10 años de cárcel

galaxy_7_10_carcel__460x290

 

Las advertencias por parte de tripulación van en todos los tonos y dependen de la aerolínea y el destino, de enterada, la recomendación si se viaja con un teléfono celular Galaxy Note 7 es mantenerlo apagado todo el vuelo.

 

Sin embrago, se tomó una decisión más radical hace unos días, cuando el Departamento de Transporte de los Estados Unidos, junto con la Administración Federal de Aviación y otras agencias gubernamentales, de plano prohibieron que el teléfono subiera a cualquiera  de sus vuelos, noticia que es anunciada amablemente por una azafata antes de abordar el avión y que no deja alternativa al pasajero más que deshacerse de su teléfono o perder el vuelo.

 

Quien decida no obedecer la orden puede pagar y caro pues además de la multa que es de 179 mil dólares, aquellos que traten de ocultar sus dispositivos en el equipaje facturado aumentando el riesgo de una catástrofe se enfrentarían a una acción penal de 10 años de cárcel, aparte de la multa.

 

La decisión fue tomada después de que más casos de incendios se registraran en el país, especialmente relacionados con los dispositivos de recambio vendidos después de que se suspendiera la producción del modelo.

 

 

El 10 de octubre Samsung suspendió la producción de teléfono inteligenteGalaxy Note7 de acuerdo con las autoridades de Corea del Sur, Estados Unidos y China, después de un caso de incendio en el que un dispositivo explotó a bordo de un avión de la compañía aérea estadounidense Southwest Airlines, cuyos pasajeros fueron evacuados debido al incidente.

 

Por su parte, Samsung se ha visto obligada a tomar medidas e instalar en distintos aeropuertos de todo el mundo unos stands donde los usuarios podrán cambiar su peligroso ‘smartphone’ por otro modelo de la compañía.

 

Según información de su página Web, estos  puestos de atención al cliente itinerantes comenzaron a instalarse en el aeropuerto de Incheon, en Corea del Sur.

 

Aunque tienen la iniciativa de trasladar a otras terminales de alto tráfico de viajeros la misma medida como a Australia y Estados Unidos.

 

Allí los usuarios podrán depositar sus teléfonos y, con la ayuda de los empleados, transferir toda la información a un nuevo dispositivo que la compañía les entregará sin costo.

 

De hecho, Samsung se compromete a devolver la diferencia de precio entre elGalaxy Note 7 que adquirieron y el que ahora reciban como sustituto.

 

Mira esto

Afirman que los cuerpos desmembrados son de los policías de la PGR que estaban desaparecidos

  La Procuraduría General de la República (PRG) le solicitó a la Fiscalía General del …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *