Elaboración fácil y abundante de sustancias químicas difíciles gracias a bacterias modificadas

 

Usando una tecnología avanzada de fermentación, será posible, si todo sale bien, fabricar ingredientes alimentarios, fragancias y otros productos de forma más ecológica y rentable, y quizá también crear productos del todo nuevos.

 

La nueva empresa Manus Bio, impulsada por el Instituto Tecnológico de Massachusetts (MIT), en Cambridge, Estados Unidos, ha creado un proceso de bajo coste para modificar microbios agregándoles vías metabólicas complejas adoptadas de vegetales. Los microorganismos así modificados pueden producir, con los ajustes necesarios, una amplia gama de ingredientes raros y caros utilizados para fabricar bebidas sin calorías, perfumes, pastas de dientes, detergentes, pesticidas e incluso medicamentos, entre otros productos. Además, los microbios reprogramados permiten un mayor control a la hora de identificar y extraer compuestos a lo largo de la vía metabólica, lo que podría llevar a descubrir nuevos compuestos útiles y fáciles de fabricar microbianamente.

 

Recientemente, Manus recreó un proceso vegetal natural en microbios para producir de forma barata cantidades masivas de un codiciado compuesto de la planta estevia, para un edulcorante sin calorías llamado rebaudiósido M (Reb M), que es conocido por ser mucho más dulce que las alternativas comerciales actuales. Sin manipulación genética, solo se puede extraer el 0,02 por ciento del compuesto de la planta de estevia, así que las compañías extraen un compuesto más abundante pero también más amargo.

 

Manus, además, ha modificado bacterias para emular la vía metabólica de la planta de estevia. Cuando se hizo pasar a los microorganismos por el proceso de fermentación ideado por la nueva empresa, dichas bacterias produjeron el compuesto con una pureza superior al 95 por ciento.

La producción del nuevo edulcorante demuestra cómo se puede usar la modificación microbiana de Manus para fabricar dotar de sabores más refinados a productos alimentarios, y para elaborar otros productos de manera más rentable, tal como destaca el profesor del MIT Gregory Stephanopoulos, quien cofundó la nueva empresa y coinventó la tecnología principal junto con el actual director general de Manus, Ajikumar Parayil. En promedio, el proceso de Manus tiene una décima parte del coste de cualquier otro método de extracción desde la planta, y reduce notablemente el uso de tierras de cultivo.

Mira esto

Dejar de administrar antibióticos en animales sanos puede prevenir la propagación de la resistencia a los antibióticos

  En vísperas de la Semana Mundial de Concientización sobre el Uso de Antibióticos 2017, …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *